Aniversarios de independencia, procesos de paz, nuevas maravillas que se abren al turismo o los preparativos para eventos mundiales son razones de peso para tener algunas localizaciones en el punto de mira en el año que acabamos de entrar.

POR JORGE FABIÁN